Los grandes procesos históricos en la transición entre los siglos XVIII y XIX


La evolución histórica sigue ritmos que pueden ser estudiados según diversas escalas temporales. Los estudios que tratan de la larga duración sirven para mostrar, a vista de pájaro, los grandes procesos de cambio (o permanencia) que registran las sociedades. Son útiles para no perder el sentido de lo que estamos estudiando y nos ayudan a comprender mejor todas las fases de los mencionados procesos: inicio, realización y final. Como muestra de ello y para ordenar y sintetizar los temas que estamos trabajando os dejo este mapa conceptual.

Esta entrada fue publicada en Historia Contemporánea, Historia de España y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s